DESPACHOS A TODO EL PAÍS

jueves, 24 de abril de 2014

¿Sufres de alergia al moho? Hazle frente y toma precauciones

¿Estornudas o te sale agua por la nariz? Tal vez no se trate de una alergia común y corriente, podría tratarse de una alergia al moho. Y aunque evitar totalmente el moho casi nunca es posible, hay cosas que puedes hacer para reducir la intensidad de tus reacciones. 

El moho se encuentra casi en todas partes, tanto en el exterior como en interiores, y todos estamos expuestos a él. Respiramos las esporas del moho que están en el aire, y comemos alimentos en los que el moho ha empezado a aparecer. Crece rápidamente en sitios húmedos y oscuros, como sótanos, depósitos de basura y en donde se acumulan las hojas que caen de los árboles. Aunque la mayoría de las personas no sufren efectos dañinos por el moho, hay algunas que desarrollan una reacción fuerte, y deben tomar medidas para minimizarla.

Cuando se produce una reacción alérgica al moho se experimentan una serie de síntomas que suelen ser muy parecidos a los causados por otros alérgenos. La observación de la aparición de los síntomas, y/o el asesoramiento de un especialista, puede ayudar al paciente a determinar que efectivamente, el moho es realmente el culpable de dicha reacción. Entre los síntomas más comunes están:
  • Nariz tapada o salida de agua por la nariz
  • Falta de aire y/o dificultad para respirar
  • Picazón en los ojos o en la garganta
  • Lagrimeo
  • Estornudos
  • Urticaria
  • Tos
Estos síntomas pueden ir de leves a severos, y presentarse todo el año o sólo parte del año. Si el ambiente es húmedo, hay mayor concentración de moho y la alergia es más fuerte. 

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

miércoles, 23 de abril de 2014

12 consejos efectivos para no recuperar el peso perdido

Después de mucho sacrificio lograste bajar esas libras (kilos) de sobra. ¿Cómo puedes evitar recuperarlas? Lo mejor es mantener un programa de ejercicios, pero a la vez seguir con hábitos alimenticios que impidan recuperar ese peso perdido (¡o incluso ganar más!). Compartimos contigo los mejores consejos para que mantengas tu peso ideal no sólo por unos pocos días, ¡sino toda tu vida!

El éxito no cae del cielo. Las personas que han logrado perder el sobrepeso o el exceso de peso con éxito, pusieron en práctica métodos probados y perseveraron día a día. Estos son sus consejos:

1. Nunca pases hambre. No esperes a sentirte desfallecida(o) y “muerta(o)” de hambre. Esa es la manera más fácil de comer de todo y sin control y echar a perder todo lo que has logrado hasta ahora. Esto se debe a que el hambre es un impulso primario que es difícil de negar (y de controlar). Como más vale prevenir que lamentar, mantén siempre a mano (incluso en tu cartera o automóvil) bocadillos saludables, como almendras (12 almendras es una porción), un huevo duro, algunas galletas de granos integrales, o paquetitos de pasas. ¡Ah! Y jamás te saltes las comidas.

2. ¡Toma mucha agua! ¿Sabías que algunas personas confunden sed con hambre? Por eso, cuando pienses que tienes hambre, toma un vaso de agua primero. Quizás eso te ayude a mantenerte satisfecha hasta la próxima comida. Si no puedes esperar, de todas maneras el agua que bebas te ayudará a comer menos y a sentirte llena más rápido. Por eso muchos nutricionistas recomiendan beber un vaso de agua por lo menos 20 minutos antes de cada comida.

3. Come varias comidas en el día. Comer más veces ayuda a acelerar el metabolismo y, además, permite que las personas se sientan constantemente satisfechas (llenas). Lo mejor es dividir el total de calorías diarias en comidas pequeñas o meriendas y disfrutar de la mayoría de ellas al principio del día. Recuerda: la cena debe ser la más pequeña de todas tus comidas.

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

martes, 22 de abril de 2014

La súper bacteria del sexo: otra razón para practicar sexo seguro

La súper bacteria HO41, una peligrosa cepa de gonorrea que podría volverse incurable

Hasta hace unos años, la gonorrea, una enfermedad de transmisión sexual, podía curarse con antibióticos, pero con el tiempo ha ido cobrando cada vez más fuerza. Los rumores de casos infectados con una cepa extremadamente resistente, la bacteria Ho41 (o súper-bacteria del sexo), vuelven a despertar el temor de que llegue el momento en que esta enfermedad no se pueda curar. Descubre cómo, entre todos, podemos detener el avance de esta “súper bacteria”.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año 106 millones de personas se contagian de gonorrea, una enfermedad de transmisión sexual (ETS) causada por una bacteria llamada Neisseria gonorrhoeae. Si no se trata adecuadamente puede causar una infección dolorosa, infertilidad y, en algunos casos, una inflamación en el cerebro que puede ser mortal.

Esta enfermedad se conoce desde la época medieval y en aquel entonces era incurable. Recién a partir de la década de 1940, con la aparición de la penicilina y otros antibióticos, se comenzó a tratar con efectividad. Desde esa fecha, la bacteria ha ido mutando (cambiando) y se ha vuelto cada vez más resistente a los antibióticos que podían combatirla. Es decir, se ha vuelto más fuerte y entonces ha sido necesario usar medicinas cada vez más potentes para curarla.

El primer caso de gonorrea más fuerte, resistente a todos los antibióticos conocidos, se detectó en Japón en el año 2011. Se trató de una cepa de la bacteria denominada H041, que se dio a conocer como la “súper bacteria del sexo” (sex superbug), justamente por ser tan potente.

Luego, varios países como Australia, Francia, Japón, Noruega, Reino Unido y Suecia, han reportado casos de gonorrea resistentes a las cefalosporinas, que son los antibióticos más potentes que existen en la actualidad para combatir esta enfermedad. Y ahora, se han detectado dos casos nuevos en Hawaii, donde inicialmente se pensó que nuevamente se trataba de la súper bacteria H041, aunque luego se confirmó que no era así.

Más aún, ante los temores que despertó esta posibilidad, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por su sigla en inglés) aclararon que la mención de la cepa H041 en muchos artículos y noticias “se refiere al caso identificado en Japón hace unos años. La cepa H041 no ha sido detectada desde entonces y nunca se ha reportado en los Estados Unidos”.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

Los hombres y sus hormonas femeninas

¿Aumento en la grasa de la cintura y bajo deseo sexual? La culpa es del estrógeno.

Al alcanzar la mediana edad, muchos hombres experimentan un declive en el deseo sexual, una disminución de su masa muscular y también más grasa alrededor de su cintura. Hasta ahora se creía que esto tenía que ver con la disminución de los niveles de la testosterona, pero un estudio reciente habla de que el estrógeno puede ser el responsable.

Si a pesar de ir al gimnasio todos los días, notas que tus músculos ya no se endurecen como antes; si has empezado a notar un poco de grasa acumulada alrededor de tu cintura y si el deseo sexual no está tan presente como antes, estás empezando a sentir los efectos de la mediana edad. A partir de los 40 años, los hombres se dan cuenta de que algo cambia en su cuerpo.

Al igual que en las mujeres, estos cambios se deben a la variación en los niveles de las hormonas como la testosterona y el estrógeno. Este último siempre ha sido protagonista en los análisis hormonales de las mujeres, pero no tanto en los estudios en los hombres.

Sin embargo, el estrógeno, la hormona femenina, también está presente en el cuerpo de los varones, y parece tener un papel más importante en estos cambios de lo que se pensaba. Un estudio nuevo publicado recientemente en The New England Journal of Medicine es el primero que reporta la importancia del estrógeno en los cambios que sufre el organismo masculino en la mediana edad. 

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

lunes, 21 de abril de 2014

¡A caminar! Da hoy el primer paso

Los médicos lo recomiendan, tu cuerpo lo necesita, pero hacer ejercicio siempre se queda rezagado en tu lista de actividades. El problema podría resolverse si te decides a dar el primer paso… ¡y comienzas a caminar!

Caminar es el ejercicio ideal por su flexibilidad: se puede practicar en todas partes, es fácil y ¡es gratis! A pesar de esto, no son muchos los que están dispuestos a comprometerse a caminar regularmente. De acuerdo con el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, menos del 10 % de la población norteamericana hace ejercicio tres o cuatro veces a la semana.

Si quieres salirte de ese grupo, considera todos los beneficios que puede proporcionarte caminar 30 minutos tres a cuatro veces por semana…
  • Fortalece tu corazón
  • Ayuda a mantenerte en forma (quemas calorías)
  • Disminuye tus riesgos de desarrollar arteriosclerosis
  • Te da más energía
  • Reduce el riesgo de un accidente cerebrovascular
  • Disminuye tus niveles de ansiedad y estrés.
  • Podría ayudarte a prevenir la osteoporosis
  • Disminuye tu riesgo de desarrollar diabetes tipo 2
  • Te ayuda a dormir mejor
  • Fortalece tus músculos, articulaciones, ligamentos y huesos
  • Disminuye tu riesgo de enfermedad arterial periférica, que es una de las causas más comunes del dolor de piernas que aumenta con los años
  • Te pone en contacto con la naturaleza, te ayuda a respirar aire puro y fortalece tu respiración
  • Mejora tu vida sexual. Así lo indica un estudio de mujeres entre los 45 y los 55 años de edad, el cual reveló que aquellas que hacían ejercicio, incluyendo caminatas rápidas, reportaron tener más deseo y satisfacción sexual.
  • Mejora tu estado de ánimo y hasta la memoria
Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

domingo, 20 de abril de 2014

Una prueba de orina detectaría riesgo de declive mental en pacientes con diabetes tipo 2

Unos investigadores de Kaiser Permanente y de la Universidad de Emory (Georgia, Estados Unidos), han encontrado que una sencilla prueba de orina podría ayudar a detectar quiénes tienen más riesgo de sufrir declive mental, algo especialmente importante en los pacientes con diabetes tipo 2, los cuales tienen más posibilidades de desarrollar esta condición.

Varios estudios han encontrado que las personas con diabetes que no controlan sus niveles de glucosa en la sangre tienen más posibilidades de sufrir un declive mental a largo plazo, algo que se hace más evidente con la edad. Ahora, un estudio nuevo desarrollado por unos investigadores estadounidenses ha encontrado una forma de detectar quiénes tienen la posibilidad de desarrollar esta condición.

Se trata de una prueba de orina que permite detectar la proteína (albúmina) que en la orina se conoce como albuminuria (que además es común en las personas mayores que padecen de hipertensión aunque no tengan diabetes). Cuando esta proteína se encuentra en la orina de manera constante podría ser una señal de advertencia tempana de un posible declive mental a futuro.

Para llegar a estos resultados, que fueron publicados en la revista Clinical Journal of the American Society of Nephrology, los investigadores evaluaron los datos de casi 3 mil pacientes con diabetes tipo 2, de 62 años de edad en promedio y encontraron que quienes tenían esa proteína persistentemente en la orina durante cuatro a cinco años tenían un mayor declive en la velocidad de procesamiento de la información del cerebro, en comparación con quienes no tenían esa proteína en la orina.

Al respecto, los investigadores aclaran que si bien el cambio detectado en la cognición fue leve, si ese declive mental continúa a lo largo de los años, podría ser notable cuando los pacientes lleguen a los 75 o a los 80 años de edad. 

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

sábado, 19 de abril de 2014

Una dieta para envejecer sanos y fuertes

Así como los bebés y los niños necesitan una dieta especial que les permita crecer sanos y fuertes, los adultos mayores también tienen que consumir ciertos nutrientes para poder mantenerse saludables a medida que envejecen. Aquí te contamos lo que debes incluir en tu alimentación diaria cuando llegas a esa etapa de la vida.

El cuerpo va cambiando a medida que envejecemos. Por eso, por ejemplo, es común que el sistema digestivo se vuelva más lento, lo que hace que aparezcan problemas como que la digestión se prolongue o que aparezca estreñimiento. Asimismo, es natural que comiences a sentir menos sed y/o apetito, o que tengas problemas para masticar si has perdido dientes o tienes una prótesis dental.

Además, muchos adultos mayores no toman los líquidos que su cuerpo necesita y se pueden deshidratar, o comen muy poco y no obtienen los nutrientes que requieren para permanecer fuertes y sanos.

Afortunadamente, con los alimentos disponibles en la naturaleza es posible evitar todas estas situaciones, pero para ello hay que tener disciplina y voluntad. Lo primero que debes hacer es descubrir qué productos puedes consumir y cuales son más convenientes para ti o para la persona que cuidas.


A medida que envejeces, los intestinos comienzan a funcionar de manera más lenta y tienen problemas para digerir los alimentos. La fibra y los granos enterospueden ayudarte a mejorar esta situación. ¿Por qué? Porque la fibra insoluble es una sustancia que se encuentra en las plantas que el organismo no puede digerir, razón por la cual actúa como una especie de escoba que limpia tu organismo por dentro, lo cual no sólo ayuda a normalizar el tránsito intestinal. La fibra soluble también ayuda a controlar los niveles de azúcar en sangre y, como la fibra, en general, permanece en el cuerpo más tiempo, ayuda con la sensación de saciedad y podría ayudar con la pérdida de peso. 

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

viernes, 18 de abril de 2014

Las pulseras de cobre y las pulseras magnéticas estudiadas para la artritis reumatoide

De acuerdo con un estudio, el uso de un brazalete de cobre o una correa de muñeca magnética no tiene efectos efectos significativos en los síntomas de la artritis reumatoide.

El término artritis significa inflamación o hinchazón de las articulaciones. Existen más de 100 enfermedades diferentes que abarcan la categoría general de la artritis. Las condiciones artríticas afectan las articulaciones, los tejidos que rodean las articulaciones afectadas y otros tejidos conectivos. Las formas más comunes de la artritis incluyen la artritis reumatoide, la osteoartritis, y la periartritis. La artritis reumatoide es una enfermedad autoinmune que se produce cuando el sistema inmunológico del cuerpo, que normalmente lucha contra la enfermedad y la infección, se ataca a sí mismo. A diferencia de la osteoartritis, que sólo afecta a los huesos y el cartílago, la artritis reumatoide también puede causar inflamación en otras áreas del cuerpo.

Históricamente, se ha descrito el uso de imanes para tratar la enfermedad en muchas civilizaciones. Hay muchos tipos, tamaños e intensidades de los imanes. La terapia magnética puede ser administrada por un profesional de la salud o utilizada por las personas por su propia cuenta. Se pueden aplicar imanes constantes (estáticos) o campos electromagnéticos pulsados ​​a las áreas del cuerpo afectadas por la enfermedad o al cuerpo entero. Existen dispositivos que pueden ser implantados en el cuerpo o utilizados externamente para la aplicación de la terapia de campo electromagnético pulsado. Se venden comercialmente para el autotratamiento tiras autoadhesivas magnéticas, láminas, cintas y pulseras. Además hay joyería magnética, como aretes y collares, plantillas, almohadillas de colchón, y agua “acondicionada” por imanes.

En el estudio actual, los investigadores estudiaron el uso de muñequeras o pulseras magnéticas y de cobre para aliviar el dolor y la inflamación en pacientes con artritis reumatoide.

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

jueves, 17 de abril de 2014

El 60 por ciento de los casos de cáncer del útero se pueden prevenir

He aquí una noticia alentadora: según una investigación reciente es posible prevenir el cáncer del útero sin tener que hacer grandes esfuerzos. ¿Qué se necesita? Hacer ejercicio, mantener una dieta saludable y beber café todos los días.

Según un informe que ha sido publicado por el Instituto Americano de Investigación del Cáncer y el Fondo Mundial para la Investigación sobre el Cáncer, el 59 por ciento de los casos de cáncer endometrial (cáncer de endometrio) podrían prevenirse si las mujeres hicieran al menos 30 minutos de ejercicio al día y evitaran el exceso de grasa. En otras palabras, hacer ejercicios de manera regular y mantener un peso saludable podría a prevenir tres de cada cinco casos nuevos de cáncer del endometrio, al menos en los Estados Unidos.

El cáncer del endometrio es el tipo de cáncer de útero más frecuente, y en los Estados Unidos, es el cuarto cáncer entre mujeres, después del cáncer de mama, del cáncer del pulmón y del cáncer del colon. El otro tipo de cáncer del útero, que no es tan frecuente, es conocido como sarcoma uterino. Ambos constituyen el cáncer más común del sistema reproductivo femenino y representan el 6% de todos los cánceres en las mujeres.

Los datos de este informe surgen de una revisión de los estudios científicos que hicieron unos investigadores de dichas instituciones, según el cual las elecciones alimenticias pueden influir sobre el riesgo de desarrollar cáncer del endometrio. Por ejemplo, beber todos los días una taza de café, con o sin cafeína, puede disminuir el riesgo en un 7 por ciento. Por el contrario, comer muchos alimentos con un índice glucémico alto, como productos azucarados y granos procesados, aumenta ese riesgo.

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

miércoles, 16 de abril de 2014

Las estrías en la piel tienen un componente genético

Mucho se ha hablado de las causas de las estrías, esas rasgaduras de la piel que aparecen a medida que ésta se estira debido a cambios en el peso corporal o durante el embarazo. Las estrías siempre han sido objeto de estudio ya que, aunque existen tratamientos para disimularlas, es muy difícil eliminarlas del todo. Un nuevo estudio establece por primera vez el vínculo entre la genética y la predisposición a desarrollar estrías en la piel. Sigue leyendo para que te enteres.

Las estrías son rasgaduras o micro-cicatrices en la capa dérmica de la piel que aparecen en la medida en que ésta se estira durante el embarazo, cuando se gana peso o se pierde mucho peso. Inicialmente se ven como pequeñas vetas rosadas o rojas que bajan por el abdomen, los senos, las caderas, los muslos, los brazos e incluso la espalda, pero el color se va desvaneciendo gradualmente hasta quedar claras.

Aunque tradicionalmente las mujeres son las que se tienden a notar la aparición de las estrías, sobre todo durante la pubertad o el embarazo, se pueden presentar en los hombres por el estiramiento excesivo de la piel debido al aumento o disminución rápido del peso.

Si bien las estrías no parecen tener remedio, existen tratamientos que ayudan a disimularlas y a mejorar la apariencia de la piel. Los tratamientos incluyen la aplicación de lociones y cremas en el área afectada y algunos más invasivos como dermoabrasión y terapia con rayos láser. El éxito de estos tratamientos depende de tu edad, la elasticidad y el tono de tu piel, y de la dieta que lleves.

Desde luego lo ideal es prevenir su aparición evitando el aumento o la disminución de peso exagerados y/o rápidos. Pero hay situaciones, como durante el embarazo en donde la piel del abdomen crece (obviamente todavía tenemos cierto control en cuánto peso subimos). Pero, en esos casos, y siempre que hay cambios de peso, la elasticidad de la piel, de acuerdo a los antecedentes familiares son muy importantes en cuanto a si se desarrollan estrías o no.

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

martes, 15 de abril de 2014

Las mujeres con mutaciones en los genes BRCA1 o BRCA2 necesitan informarse bien sobre las alternativas para prevención del cáncer

                                                         Angelina Jolie
El resultado de la prueba para el “gen” del cáncer de mama (BRCA1) fue positivo y tengo antecedentes familiares de cáncer de mama. No me agrada la idea de una mastectomía profiláctica, por el momento (tengo 31 años). ¿Hay alguna otra cosa que pudiese hacer para evitar el cáncer sin someterme a la cirugía, y a qué edad debería yo debería definitivamente considerar la mastectomía? 

RESPUESTA de la Dra. Judy C. Boughey, Cirugía, Mayo Clinic en Rochester, Minnesota:

En las mujeres como usted que tienen una mutación en los genes BRCA1 o BRCA2, a los que se vincula con el cáncer de mama y ovario, la extirpación quirúrgica de las mamas puede reducir significativamente el riesgo de cáncer (la decisión tomada por Angelina Jolie). Sin embargo, no es posible saber claramente si es o no correcto realizar la cirugía ni cuándo. Se trata de una elección personal que usted debe hacer después de informarse al máximo posible sobre su propia situación y considerar cuidadosamente sus preferencias.

Las mujeres con cambios nocivos, o mutaciones, en el gen BRCA1 o en el gen BRCA2 corren mucho más riesgo de desarrollar cáncer de mama u ovario que las demás. No obstante, tener una de estas mutaciones genéticas no significa que uno irremediablemente padecerá de cáncer; además, hay varias cosas factibles que pueden reducir el riesgo de cáncer.

La extirpación quirúrgica del tejido mamario sano es una manera de disminuir el riesgo y ayudar a prevenir el cáncer. Dicho procedimiento, conocido como mastectomía profiláctica, disminuye el riesgo de cáncer en alrededor de 90 por ciento. La extirpación quirúrgica de las trompas de Falopio y ovarios sanos, conocida como salpingooforectomía profiláctica, también puede ayudar. La salpingooforectomía disminuye el riesgo de cáncer de mama en 50 por ciento entre las mujeres que aún no atraviesan por la menopausia, y reduce el riesgo de cáncer de ovario en más de 90 por ciento en las mujeres pre-menopáusicas y posmenopáusicas.

Aquí puedes leer el artículo completo que nos compartió Vida y Salud

lunes, 14 de abril de 2014

¿Qué pasa en mi cuerpo durante el sexo? – Las etapas del ciclo de respuesta sexual

Tu cuerpo reacciona de diferente forma a las distintas fases del ciclo de la respuesta sexual que el de tu pareja. Es importante que sepas cuáles son esas diferencias, porque eso te da las armas para hacer más intensa tu relación, y podría ayudarte a identificar las señales de cualquier problema sexual que se presente.

Una pareja que se acopla bien en el baile es algo digno de admirar: ambos se mueven al ritmo de la música, dan los pasos adecuados y hasta parece que pueden adivinar y anticipar los movimientos del compañero. Esa compenetración no se improvisa por más aptitudes que se tengan, se perfecciona. Pues bien, la relación amorosa es algo parecido a un baile en el que ambos conocen los pasos y se acoplan a la perfección. Los movimientos no tienen que ser idénticos, sólo hay que saber cuándo esperar o cuando acelerar, o dejarse llevar… todo en el momento debido.

Como las sinfonías, el ciclo sexual tiene sus etapas o fases. ¿Sabes cuáles son? Son exactamente cuatro: la excitación, el plateau (meseta), el orgasmo y la resolución. Tanto los hombres como las mujeres experimentan estas fases, pero a un ritmo diferente, por eso no siempre alcanzan el orgasmo a la misma vez). La intensidad y el tiempo de la respuesta varía según la persona, y el conocer esas diferencias te ayuda a comprender mejor las reacciones de tu cuerpo y el de tu pareja, y a intensificar la experiencia sexual. Por lo general el ciclo completo en la mujer dura unos 15 minutos, mientras que el hombre puede llegar al orgasmo mucho más rápidamente, entre 3 y 5 minutos. Por eso no hay que desesperarse ni pensar que no se está haciendo algo de forma adecuada si la pareja no puede alcanzar el orgasmo al mismo tiempo.

La fase 1: excitación. Esta fase puede durar desde algunos minutos hasta varias horas. Sus características:
  • Se aumenta la tensión muscular.
  • Se acelera el ritmo del corazón y la respiración.
  • Aparece rubor (enrojecimiento) en la piel, en forma de manchas rojas en el pecho y en la espalda.
  • Los pezones de endurecen o se ponen erectos.
  • Se incrementa el flujo de la sangre a los genitales, lo que hace que se hinchen el clítoris y los labios vaginales interiores de la mujer. El útero se eleva, tirando de la vagina y haciéndola más voluminosa. En el hombre se produce la erección del pene, la piel del escroto se tensa y aumenta de grosor, y los testículos se sitúan más arriba del escroto.
  • Empieza la lubricación vaginal en la mujer.
  • Los senos de la mujer se vuelven más llenos, y las paredes vaginales empieza a hincharse. Aparece el rubor sexual en los senos.
  • Los testículos del hombre se hinchan, su escroto se contrae y empieza a segregar un líquido lubricante (este líquido lubricante es parte del semen y contiene espermatozoides. Si la mujer no desea un embarazo, debe protegerse aunque todavía no haya ocurrido la eyaculación).
La fase 2: la meseta (o plateau), es el período entre la excitación inicial hasta el punto del orgasmo. ¿Qué ocurre aquí?
  • Los cambios que empezaron en la fase anterior se intensifican.
  • La vagina sigue hinchándose, debido al incremento del flujo de la sangre, y las paredes vaginales toman un tono rojo oscuro.
  • El clítoris de la mujer se vuelve muy sensible, hasta el punto de que el contacto puede producirle dolor, y se retrae bajo el capuchón del clítoris para evitar la estimulación directa del pene. El rubor sexual de ambos se difunde al pecho, al abdomen, a la cara, etc.
  • Los testículos del hombre aumentan de tamaño, la cabeza del pene aumenta de diámetro y el glande intensifica su color. Se produce la emisión (la salida) del líquido seminal.
  • La respiración, el ritmo del corazón y la presión arterial siguen aumentando.
  • Se aumenta la tensión muscular, y los espasmos musculares pueden empezar en los pies, en la cara y en las manos.
La fase 3: el orgasmo o el clímax del ciclo sexual.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

domingo, 13 de abril de 2014

La atrofia vaginal: ¿qué es y cómo se trata?

Al igual que otras partes del cuerpo, la vagina experimenta cambios con el paso del tiempo, que especialmente luego de la menopausia, pueden provocar molestias y problemas a la hora de disfrutar del sexo. Aquí te contamos qué es y cómo se trata la atrofia vaginal.

Cuando tenía poco más de 20, María de las Nieves solía bromear con sus amigas diciendo que si no tenía relaciones sexuales se le atrofiaría la vagina. Pero lo decía jugando, sin saber que esa posibilidad en verdad existía. Ahora que ha llegado a los 60 y hace tiempo ha entrado en la menopausia, no se anima a hablar del tema con nadie, ni siquiera con su marido, pues evita tener sexo ya que siente molestias y dolor al hacerlo.

Como María de las Nieves, muchas mujeres consideran que esto es lo que hace el paso de los años en la sexualidad femenina. Pero cuidado: si bien es cierto que el cuerpo y la vagina cambian con el tiempo, no es verdad que debas perder el placer y el deseo sexual.

Con la menopausia, que la mayoría de las mujeres experimenta alrededor de los 50 años, los ovarios dejan de producir las hormonas femeninas (estrógeno y progesterona). A medida que esos niveles hormonales bajan, suceden otros cambios en el sistema reproductivo. Por ejemplo, las paredes de la vagina se adelgazan, se vuelven más secas y menos elásticas, y se pueden irritar. Además, la mucosa vaginal se vuelve más fina y más seca y se producen cambios en el equilibrio de la flora y en el pH (el grado de acidez), que pueden facilitar el desarrollo de infecciones vaginales y de la orina.

Esto es lo que se conoce como atrofia vaginal o vaginitis atrófica, causada particularmente por la disminución de los niveles de estrógenos, que son muy importantes para mantener los tejidos de la vagina lubricados y saludables.

Entre los síntomas más comunes de la vaginitis atrófica se encuentran: 

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

sábado, 12 de abril de 2014

El sexo durante la lactancia: descubre nuevas formas de demostrar amor

La lactancia es una etapa de transformaciones físicas y emocionales en la mujer. Junto con los cambios hormonales, es normal que las mamás pongan toda su atención en el recién nacido y que dejen todo lo demás en un segundo plano, incluido el sexo. Los padres, por su parte, pueden sentirse rechazados y excluidos, aunque eso no sea cierto. La sensualidad y el afecto son más importantes que nunca. Descubran ambos más detalles sobre la sexualidad durante esta etapa.

La llegada de un bebé a la familia es algo maravilloso pero revoluciona la vida en pareja, sobre todo al principio, cuando ambos padres deben acostumbrarse a la nueva rutina familiar: las mamás están tan ocupadas atendiendo al bebé, aprendiendo y sintiendo todos los cambios físicos y emocionales que han comenzado con el embarazo, que es normal que pongan toda su atención en ello y dejen todo lo demás en un segundo plano. Incluido el sexo.

Pero el sexo es uno de los ingredientes principales en toda pareja y el hombre también está viviendo los cambios que provoca la llegada de un hijo, aunque de una manera diferente. El vínculo entre la mamá y el niño es tan fuerte, que es común que muchos papás se sientan excluidos.

Sin embargo, tu rol como hombre también es muy importante durante la lactancia. No sólo para los cuidados del niño sino también en la atención y el apoyo a tu pareja. Posiblemente tu mujer se sienta cansada todo el tiempo por el hecho mismo de estar alimentando al bebé día y noche. Por eso, tu participación con las tareas del hogar puede ser de gran ayuda, así como tu apoyo y que le manifiestes de distintas formas todo tu amor.

¿Has intentado acercarte físicamente pero ella no quiere saber nada de sexo? Es muy probable que no sea ese el modo en que ella necesite que le manifiestes tu cariño en este momento. Es que durante la lactancia, el deseo sexual de la mujer disminuye, no sólo porque está agotada, sino también por cambios hormonales y físicos propios de esta etapa.

Luego del parto, disminuyen mucho los niveles de los estrógenos y la progesterona, dos hormonas que se relacionan con el deseo sexual y que habían aumentado mucho durante el embarazo, y dan paso a otras dos hormonas que cobran protagonismo en el cuerpo de una mujer durante la lactancia: la prolactina y la oxitocina.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

viernes, 11 de abril de 2014

¿Cuánto sabes sobre el clítoris?

La naturaleza es sabia y por eso cada parte de nuestro cuerpo tiene una función particular que cumplir. Hay sólo una cuya única razón de ser es la de generar placer. Se trata del clítoris, un órgano sexual de la mujer que parece pequeño pero que en verdad, es muy importante. ¿Quieres saber más sobre tu clítoris?

El nombre del clítoris proviene de una palabra griega que significa “llave”. Y ciertamente, el clítoris es ese punto entre los labios menores o interiores de la vagina, que abre la puerta del placer y logra conectar a cada mujer con sensaciones agradables y/o el clímax. Mientras que otras partes del cuerpo que pueden brindar placer erótico tienen al menos otro propósito, la única función del clítoris es la de brindar placer.

Si bien el orgasmo vaginal existe, a muchas mujeres les resulta difícil alcanzarlo. De hecho, se estima que sólo el 30 por ciento de las mujeres logran el orgasmo sólo con la penetración. La mayoría, en cambio, necesita estimulación directa del clítoris para lograrlo. Este, al igual que el pene, aumenta de tamaño durante la excitación del encuentro sexual.

Físicamente, parece una zona pequeña pero esa es sólo la parte visible. Como la punta de un iceberg, esconde un órgano mucho más grande y complejo de lo que parece. Para que te des una idea de su tamaño, es más grande que un pene sin erección y tiene al menos 18 partes que interactúan con las funciones musculares, eréctil y tejidos conectivos. Además, contiene al menos 8 mil terminaciones nerviosas (el doble que el pene, que tiene alrededor de 4 mil), lo que lo convierten en la zona más erógena de la mujer. ¡Sus poderosas sensaciones pueden desparramarse al área pélvica, afectando otras 15 mil terminaciones nerviosas!

La parte visible está compuesta por un área redondeada que se denomina glande y otra parte más grande que forma una especie de capucha sobre el eje del clítoris, que contiene cuerpos cavernosos similares a los del pene. Además, el clítoris incluye tejido eréctil, bulbos vestibulares, el meato uretral y el crus o piernas del clítoris.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

jueves, 10 de abril de 2014

¿Desayunar ayuda a perder peso? La ciencia tiene la última palabra

Varias investigaciones se han centrado en la importancia de desayunar para poder mantener un peso sano. Incluso, se ha dicho que saltarse el desayuno puede contribuir a engordar, y hay estudios que reportan que comer un desayuno con alto contenido de proteínas, es la clave para no tener mucha hambre el resto del día y controlar el peso. También se recalca que es la primera comida del día y que por esa razón, es la más importante. Si bien todo esto es cierto, una investigación reciente menciona de que al final de cuentas, no se ha comprobado que sea mejor desayunar o no cuando se trata de perder peso.

Desayunar como rey, comer como príncipe y cenar como mendigo, dicen por ahí. Sin duda alguna, empezar el día con una buena comida saludable es la clave para sentirte bien y tener energía para el resto del día. Sin embargo, en el afán por perder peso, muchas personas piensan que saltarse el desayuno o no desayunar, les ayuda a perder las libras o kilos de más. Pero hay estudios que han probado que sucede lo contrario: que mientras comas un desayuno rico en proteína y fibra, tienes más probabilidades de tener un peso saludable y rebajar algunas libras o kilos extra.

También se ha probado que el hecho de no desayunar no es una costumbre saludable, pues si no comes nada, no tienes energía, no se estimula tu metabolismo, no te dan ganas de moverte y también puedes caer en tentaciones peligrosas antes de la hora del almuerzo que pueden hacerte aumentar de peso.

De cualquier modo, el tema sobre el desayuno y el control de peso, aún parece plantear varios interrogantes. Recientemente, unos investigadores de la Universidad de Alabama en Estados Unidos, encontraron que si bien sí existe una asociación entre el desayuno y el manejo del peso, aún no se sabe a ciencia cierta si desayunar o no desayunar afecta el peso corporal de manera tan clara y definitiva como se ha divulgado en estudios previos.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

miércoles, 9 de abril de 2014

¿Correr o andar en bicicleta? ¿Cuál te conviene más?

Tanto correr como andar en bicicleta son magníficas formas de ejercicio: ambas nos mantienen en movimiento y son en sí actividades aeróbicas que mejoran la función cardiovascular y ayudan a perder peso. Pero ¿cómo puedes decidir cuál es mejor para ti?

¿Correr o pedalear? Todo depende de lo que estés buscando. Si lo que quieres es perder peso, los expertos concuerdan en que correr quema más calorías por minuto que andar en bicicleta.

Por ejemplo, si pesas 160 libras (72.5 kilos) y corres 3 millas (4.8 kilómetros) en 30 minutos, quemarás más de 350 calorías. Mientras que si decides andar en bicicleta, quemarás 220 calorías en 30 minutos (suponiendo que recorras 10-12 millas o 16-19 kilómetros a un ritmo suave). Si pesas 200 libras (90 kilos), y corres 3 millas (4.8 kilómetros) en 30 minutos, quemarás 450 calorías. Pero si vas en bicicleta, recorriendo de 10-12 millas o 16-19 kilómetros a un ritmo suave durante 30 minutos, quemarás casi 300 calorías. Por otro lado, caminar quema muchísimas menos calorías: una persona promedio quemará 360 si abarca 2.5 millas o 4 kilómetros en una hora.

En materia de salud, tanto correr como andar en bicicleta son magníficos para el corazón y la salud en general. Tanto la bicicleta como correr ayudan a crear más músculo en las piernas y aumentan la movilidad de las extremidades y las caderas. Ambos ejercicios también fortalecen los huesos y aumentan la densidad ósea.

Otro gran beneficio tanto de correr como de andar en bicicleta es que las dos actividades disminuyen el apetito. Un estudio reciente de la Universidad de Loughborough, en el Reino Unido, indicó que al practicar estos ejercicios por más de una hora, los participantes mostraron una disminución en la grelina, la hormona que estimula el hambre.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

martes, 8 de abril de 2014

Una polipastilla: ¿una mejor alternativa para los pacientes cardíacos?

Quienes padecen del corazón por lo general toman varios medicamentos a la vez. ¿No resultaría mejor simplificar el proceso, unificando todas las píldoras en una “polipastilla”? Un equipo de investigadores se tomó la pregunta en serio. Entérate de los pro y de los contra de esta alternativa comparada con la terapia actual.

Los medicamentos son esenciales para reducir el riesgo de los problemas cardíacos. Y para tomarlos correctamente, debes seguir al pie de la letra las instrucciones del médico. Según las estadísticas de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association), dos terceras partes de los pacientes con problemas cardíacos no toman los medicamentos de la forma adecuada, y como resultado experimentan problemas y efectos secundarios que van desde leves hasta muy serios.

Lo que sucede es que si padeces de una afección cardíaca, probablemente tengas que tomar varios medicamentos diariamente para mantenerla bajo control. Pero a veces confundes los medicamentos o se te olvida tomar alguno, o simplemente te aburres y dejas de tomarlos… y esto puede tener consecuencias graves para tu salud.

Los pacientes cardíacos podrían reducir a la mitad sus riesgos de ataque al corazón o de accidentes cerebrovasculares si tomaran de una vez una combinación de antihipertensivos, estatinas para reducir el colesterol y aspirina para disolver los coágulos de sangre. Sin embargo, en los países del primer mundo sólo alrededor de la mitad de los pacientes toma estos medicamentos todos los días; en los países en desarrollo es todavía peor: sólo entre el 5 y el 20% los toman de la forma indicada.

La buena noticia, es que es posible que la solución del problema esté en el resultado de un nuevo estudio internacional: una “polipastilla”, que combina varios de esos medicamentos. El estudio halló que a los pacientes cardíacos les es más fácil tomar aspirina y medicamentos para el colesterol y para la presión arterial regularmente si todos están juntos en una sola pastilla.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

lunes, 7 de abril de 2014

El tratamiento inmediato del accidente cerebrovascular disminuye drásticamente el riesgo de daño cerebral permanente

Si después de sufrir un accidente cerebrovascular, uno llega rápidamente al hospital y recibe tratamiento de inmediato, ¿se puede decir que se eliminan los efectos posteriores normales del accidente cerebrovascular? 

RESPUESTA del Dr. Robert Brown Jr., Neurología, Mayo Clinic en Rochester, Minnesota:

A pesar de que el tratamiento inmediato no garantiza que no habrán efectos duraderos del accidente cerebrovascular, sí puede disminuir drásticamente el riesgo de daño cerebral permanente. Si usted presenta cualquier síntoma de un accidente cerebrovascular, busque atención médica de inmediato.

Existen dos tipos de accidente cerebrovascular. El primero, llamado accidente cerebrovascular isquémico o trombótico, obedece a una falta de provisión sanguínea hacia una zona del cerebro a consecuencia de una arteria obstruida. Esto priva de oxígeno al tejido cerebral y en cuestión de minutos, las neuronas empiezan a morir. Los accidentes cerebrovasculares isquémicos representan alrededor del 85 por ciento del total de estos eventos.

El segundo tipo de accidente cerebrovascular implica la presencia de un sangrado en el cerebro porque estalla una arteria y la sangre se riega en el tejido cerebral, ocasionando daños cerebrales. Esto se conoce como accidente cerebrovascular hemorrágico y ocurre en alrededor del 15 por ciento del total de estos eventos. Ambos tipos de accidentes cerebrovasculares pueden conducir a daños cerebrales graves y discapacidad.

Los síntomas de un accidente cerebrovascular normalmente se presentan de manera rápida. Los síntomas principales incluyen debilidad repentina en un lado del cuerpo, de la cara, del brazo o de la pierna; o entumecimiento repentino en parte del cuerpo, sobre todo en la cara, brazo o pierna. Cuando una persona repentinamente tiene dificultad para hablar o entender a los demás mientras hablan, o presenta desequilibrio repentino al andar, esas también pueden ser señales de un accidente cerebrovascular.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

domingo, 6 de abril de 2014

La mayoría de los suicidios pueden evitarse

Aunque no se hable mucho del tema por considerarlo tabú, el suicidio es una preocupación que afecta a más personas de las que se cree. De hecho, se estima que cada 40 segundos alguien en el mundo se suicida. Muchas de las víctimas tienen problemas mentales o comportamientos suicidas que pueden y deben servir de alerta para ayudarlos. Descubre más detalles sobre este tema y únete para salvar vidas.

Aunque a veces ni lo notes, en cada momento estás tomando decisiones: desde qué ropa ponerte al despertar, qué comer durante el almuerzo, con quien salir a cenar por la noche y cómo resolver ese pedido que te han hecho en el trabajo. Siempre estás eligiendo hacer algo y seleccionando una cosa u otra. Pero a veces, hay problemas sociales, económicos y culturales que pueden llevar a tomar decisiones desesperadas que no tienen vuelta atrás. En la mayoría de los casos (más del 90 por ciento) son ciertas enfermedades mentales y trastornos psicológicos los que llevan a que una persona tome la peor elección: quitarse la vida.

¿Sabes cuánta gente llega a este extremo? Seguramente más de los que crees. Según la Organización Mundial de la Salud, 3 mil personas se suicidan todos los días, ¡y por cada una que lo logra hay 20 que lo intentan! Al año, en las Américas las victimas alcanzan las 60 mil y en el mundo llegan a ser casi 1 millón.

De hecho, aunque muchos se refieren a la adolescencia como la mejor etapa de la vida, para otros puede ser realmente fatal: anualmente en el mundo, alrededor de 250 mil adolescentes y jóvenes hasta los 25 años de edad se suicidan. En las Américas el suicidio es la tercera causa de muerte de los niños y los jóvenes de 10 a 24 años.

Además, el suicidio es cuatro veces más frecuente en los hombres que en las mujeres. Una de las explicaciones, es que los varones tienden a ocultar sus problemas y no se les presta la atención necesaria cuando están deprimidos. Sin embargo, cuando se trata de ponerle fin a su vida, buscan métodos más efectivos que las mujeres. 

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

sábado, 5 de abril de 2014

La diversidad de las bacterias del tracto digestivo podría indicar el riesgo de obesidad

No hace falta tener una bola de cristal para predecir si la persona será obesa o no: basta con medir la cantidad y la variedad de las bacterias que viven en el intestino, de acuerdo a un estudio reciente. Descubre más detalles sobre este hallazgo que podría dar lugar a nuevos tratamientos y productos contra el exceso de peso y el desarrollo de enfermedades relacionadas al sobrepeso.

Un equipo internacional de científicos europeos ha encontrado información nueva que ayudan a entender cómo los microbios que viven en nuestro aparato digestivo podrían influenciar nuestro peso. Ya se conocían varias de las funciones de algunas de estas bacterias como la extracción de energía de la fermentación de los carbohidratos (azúcares) que no se digieren; de la síntesis de las vitamina B12 y la vitamina K, entre muchas otras.

Pero en este caso específicamente, los investigadores han encontrado que las bacterias que viven en el intestino podrían servir para predecir el riesgo de obesidad y de desarrollar enfermedades asociadas a esta condición. Asimismo, hallaron que llevar una dieta rica en fibra y baja en grasas puede cambiar favorablemente la conformación de las bacterias.

Para llegar a estos hallazgos, que fueron publicados en la revista Nature, los investigadores hicieron dos estudios. En uno de ellos analizaron a las bacterias de los intestinos de casi 300 personas de Dinamarca, entre las cuales más de la mitad eran obesas, e hicieron un seguimiento de los datos durante nueve años.

Al final de ese periodo, los resultados indicaron que los microorganismos del intestino de las personas obesas tenían una diversidad menor que en las otras personas y tenían más anomalías (anormalidades) en cuanto al metabolismo (es decir, las personas más delgadas tenían un 40 por ciento más bacterias y de muchas más especias que las personas con obesidad).

Además, las personas obesas con una menor diversidad de gérmenes (o microorganismos) aumentaron más de peso y las que tenían una menor diversidad de bacterias – independientemente del peso – tenían más posibilidades de tener factores de riesgo de diabetes tipo 2, ataque al corazón y cáncer.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

viernes, 4 de abril de 2014

Las mujeres jóvenes diabéticas tipo 2 tienen mayor riesgo de problemas cardíacos

Los diabéticos tienen el doble de riesgo de sufrir de enfermedades del corazón que los que no tienen diabetes. Ahora, un nuevo estudio confirma que esto sucede de la misma manera en las mujeres jóvenes, que no tienen ningún otro factor de riesgo para el desarrollo de enfermedades cardiovasculares más que la diabetes tipo 2. Descubre más detalles sobre este hallazgo y cómo proteger a tu corazón.

La diabetes tipo 2 es una enfermedad que se caracteriza por elevación en el nivel de azúcar o glucosa en la sangre, y es una condición que va en aumento en todo el mundo. En parte, a su asociación con la epidemia de sobrepeso y obesidad, a una alimentación poco saludable y al sedentarismo, característico del estilo de vida actual.

Algunos alimentos que comemos se convierten, a través de la digestión, en glucosa, la fuente principal de energía que el cuerpo utiliza para realizar sus funciones. Pero en las personas con diabetes, la hormona insulina, que es la encargada de permitir que la glucosa entre a las células, o no funciona bien o no se produce en suficiente cantidad. Por eso, el azúcar o glucosa se va acumulando en la sangre y las personas con diabetes tienen que tener ciertos cuidados con su dieta, y (a menos que por cuestiones de salud haya alguna restricción) deben practicar ejercicio regularmente y, si es necesario tomar (y/o inyectarse) medicamentos para mantener esos niveles controlados.

Si la diabetes no se controla, con el paso del tiempo puede ir dañando distintas partes de tu cuerpo y deteriorando tu salud. Por ejemplo, puede provocar problemas en los riñones (como falla renal), daño a los nervios, lesiones en los ojos (retinopatía diabética), problemas digestivos (gastroparesia), disfunción eréctil y dificultades sexuales tanto en los hombres como en las mujeres, así como problemas en las encías.

A esta lista hay que agregar los problemas del corazón o cardiovasculares, como ataques cardíacos, ataques cerebrovasculares o enfermedad arterial periférica. Ahora, un estudio reciente ha encontrado que esta complicación también puede afectar a las mujeres jóvenes con diabetes tipo 2, de manera independiente y sin importar si tienen los niveles de azúcar en la sangre controlados o no.

Aquí puedes seguir leyendo este artículo que nos compartió Vida y Salud

jueves, 3 de abril de 2014

Sustituye y vencerás: 20 opciones bajas en grasa para cambiar tu dieta a largo plazo

Para perder parte del peso que te sobra – o mantener un peso sano – no tienes que eliminar los alimentos que consumes a diario o aquellos que más te gustan. Una estrategia inteligente es sustituirlos por algunos con menos grasa. Así consumes menos calorías, sin que te sientas privada(o) de tus alimentos favoritos y lista para dejar la dieta en cualquier momento. Es hora de sustituir para triunfar. Pero cuidado: no uses un producto bajo en grasa como excusa para comer de más.

La guerra al sobrepeso hay que hacerla con inteligencia. Eso implica buscar tácticas que funcionen a largo plazo para que puedas lograr tu objetivo, que es el perder las libras o kilos de más y mantener el peso adecuado para tu talla. El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) a través de su sitio www.Nutrition.gov , enumera varios puntos fundamentales para perder peso. Estos son:
  • Reducir el consumo de calorías y de grasa
  • Realizar actividad física/ejercicios regularmente
  • Llevar un plan de comidas, incluyendo el desayuno
  • Pesarse regularmente
  • No permitir que una pequeña recaída te haga recuperar gran parte del peso perdido.
¡Son excelentes recomendaciones! Lo ideal es utilizarlas todas en conjunto, pero ahora nos concentraremos en la primera. Para ello, te proporcionamos varias tablas de sustituciones que puedes utilizar cuando vas de compras al supermercado y planeas la preparación de tus menús. Las tablas incluyen una serie de alimentos y productos que se consumen en la mayoría de los hogares. Tú puedes seguir alargándola, buscando los sustitutos en tu mercado local. 

Aquí puedes leer este artículo completo que nos envió Vida y Salud

miércoles, 2 de abril de 2014

Para evitar la diabetes, no bebas sodas y bebidas azucaradas

Aunque te parezca difícil eliminarlas de tu dieta, no es imposible, especialmente cuando sobran motivos para hacerlo. Me refiero a las sodas y a las bebidas azucaradas, que los diabéticos en particular deben evitar, aun cuando sean endulzadas de manera artificial. Aquí encontrarás algunas razones para evitar estas bebidas. A cambio te ofrecemos varias alternativas naturales, deliciosas y saludables.

¿Te imaginas la vida sin bebidas azucaradas ni sodas? Tal vez te resulte imposible, pues muchas personas están tan acostumbradas que hasta pueden ponerse de mal humor si no tienen su soda (refresco) preferida. ¿Has pensado cuántos vasos tomas al día? ¿O cuánto hace que no bebes agua pura? No tomes las respuestas a la ligera: si las sodas ocupan un lugar principal entre las bebidas que consumes a diario, puedes estar poniendo en riesgo tu salud.

Por ejemplo, ¿usarías 22 sobrecitos de azúcar todos juntos? Seguramente no. Sin embargo, al beber un vaso grande de soda de 20 onzas (590 ml) lo estás haciendo y con una porción más pequeña, de 12 onzas (355 ml), estarás tomando el equivalente a 9 cucharas de azúcar. ¿Has calculado cuánto consumes por día, por semana? Ahora tal vez estés empezando a verlo con claridad.

El consumo de azúcar hace que tengas más posibilidades de subir de peso, y con el exceso de peso se aumentan tus posibilidades de desarrollar otras enfermedades como la diabetes tipo 2. Y si bien las sodas no van a provocarte diabetes directamente, pueden ser de gran ayuda para que ocurra, sobre todo cuando las bebes de manera frecuente.

Más aún, un estudio reciente desarrollado por unos investigadores del Colegio Imperial de Londres, en Inglaterra, encontró que el consumo diario de apenas una lata de estas bebidas (de 340 mililitros o 12 onzas) aumenta un 22 por ciento el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Esto no significa que sólo cuidando el consumo de sodas podrás evitar la diabetes tipo 2, ya que hay factores genéticos que juegan un rol importante en el desarrollo de esta enfermedad. Sin embargo, se ha comprobado que el tipo de alimentación y el ejercicio juegan un papel importantísimo cuando se trata de prevenir la diabetes tipo 2 que, cuando no se controla, puede provocar complicaciones más graves como pérdida de la visión, aumento en la frecuencia de infecciones, problemas con la circulación de la sangre, lo que puede terminar –en casos extremos- en amputaciones, por ejemplo.

Aquí puedes leer este artículo completo que nos envió Vida y Salud